Remueve Para Siempre Los Puntos Negros Con Un Cepillo De Dientes y 2 Ingredientes Que Tienes En Casa!

Los puntos negros son la pesadilla de todas las mujeres, pues esos pequeños puntitos son muy difíciles de eliminar y dejan nuestro rostro en un estado casi deplorable.

Muchos cometemos el error de extirparlos con nuestros dedos y eso solo hace que la zona donde se encuentra el punto negro quede inflamada.

Existen algunas maneras mucho más sencillas y menos dolorosas para erradicar los puntos negros incluso hemos ignorado el hecho de que tenemos los materiales necesarios en nuestra casa.

Los puntos negros aparecen cuando no se tiene una buena higiene facial o cuando se presenta un cambio hormonal. Si no mantenemos nuestro rostro con los cuidados adecuados no solo tendremos puntos negros, sino que además estos se convertirán en medianos o grandes granos. 

Aplica esta mascarilla casera para evitar y tratar las obstrucciones pilosas.

Mascarilla de bicarbonato y crema dental

Ingredientes:

  • Una cucharada de bicarbonato de sodio
  • Un poco de crema dental
  • Agua no tan caliente
  • Un cepillo de dientes NUEVO

Preparación y Uso:

  • Mezcla el bicarbonato con el dentífrico hasta que quede totalmente uniforme y sin grumos.
  • Antes de colocarte esta mascarilla debes lavar tu rostro con agua y jabón,
  • Posterior a eso procedes a mojar una toalla con agua caliente (no tan caliente, pero tampoco tibia) 
  • La colocas en tu rostro para comenzar el proceso y abrir tus poros.

Luego procedes a secar tu cara y a aplicar la mascarilla con el cepillo de dientes en el área donde tengas los puntos negros, aunque sería ideal que la colocaras en todo el rostro para evitar la aparición de estas obstrucciones en otra zona de la cara.

Cuando hayas untado todo el remedio en el rostro, esperas unos cuantos minutos y te lo lavas con agua tibia o un poco más caliente para proceder a extirpar los puntos con una toalla húmeda con agua tibia.

Una vez que hayas sacado todas las imperfecciones faciales puedes lavar el rostro con agua fría, así los poros se cerrarán. Con este procedimiento los puntos negros salen con más facilidad y el rostro no se inflama producto de los estirpes.

Si tienes demasiadas imperfecciones, repite este proceso al menos 3 veces a la semana y siempre antes de acostarte, pues al momento de dormir nuestra piel empieza el proceso de desintoxicación.

¿Por Qué aparecen los puntos negros?

Generalmente ocurre cuando no se tiene una buena higiene facial.

El rostro debe limpiarse todas las noches para erradicar las impurezas y que la desintoxicación de la piel proceda sin complicaciones.

Además estas imperfecciones hacen acto de presencia cuando la alimentación no es la adecuada, es decir, cuando se consumen demasiados alimentos ricos en grasa y azúcares que poco a poco perjudican la salud.

Los cambios hormonales tienen mucho que ver con estos deterioros en la fisonomía, pero en este caso no es un asunto demasiado grave, pues así como aparecen, desaparecen sin necesidad de algún tratamiento.

Recuerda compartir con tus familiares y amigos en las redes sociales!